Según la OCU, se puede ahorrar sin prescindir de servicios útiles

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ofrece en su web múltiples consejos para que los consumidores ahorren, ya sea al repostar combustible o al usar el aire acondicionado. Uno de los gastos a los que deben hacer frente muchos españoles es la cuota de la comunidad de vecinos. Recientemente la OCU ha explicado algunos trucos para recortar gastos en la comunidad sin prescindir de servicios útiles.

1. La cuenta

Según la OCU, este es uno de los ahorros más fáciles, pues muchas comunidades tienen cuentas que salen muy caras porque, aparte del mantenimiento, cobran por dos operaciones típicas de las cuentas vecinales: girar recibos y hacer transferencias. La OCU ha encontrado cuentas que cobran menos de 50 euros por lo mismo que en otras cuesta más de 1.300 euros, lo que supone un ahorro del 97 % al año.javascript:falsePUBLICIDAD 

2. El seguro

De acuerdo con el último análisis de seguros para comunidades hecho por OCU Inmobiliario, la mejor póliza para cubrir un edificio de 20 viviendas, 30 años de antigüedad y calidades medias costaba unos 2.100 euros y los ahorros posibles eran del 36 %. No obstante, la OCU advierte de que el ahorro en el seguro no debe hacerse a costa de eliminar coberturas útiles o directamente indispensables, como la de responsabilidad civil. Según la OCU, la cobertura por responsabilidad civil debe ser de al menos 600.000 euros. En cuanto a los daños por agua en las instalaciones comunes, la OCU indica que son los más frecuentes y los que más suben la prima del seguro, y que para bajarla es buena idea establecer una franquicia.

Asimismo, la OCU señala que, si se recurre a la misma compañía para el seguro de la comunidad y los seguros de hogar individuales de los vecinos, se pueden conseguir incentivos en muchas compañías y también evitar el pago de coberturas solapadas, lo que permitirá ahorrar.

3. La energía

Según la OCU, ha ycuatro estrategias para recortar el gasto en electricidad:

– Usar dispositivos que gasten menos luz, por ejemplo, bombillas led.

– Ajustar la potencia eléctrica a las necesidades de la comunidad y a las posibilidades que da la normativa (como en el caso del ascensor).

– Elegir una buena tarifa de la luz, ya que entre unas y otras las diferencias son muy importantes.

– Buscar un proveedor de gasóleo para calefacción que ofrezca buenos precios. Para un gasto anual de 50.000 litros, la OCU ha encontrado diferencias que hablan de ahorros posibles en torno al 8 %.

4. El ascensor

Tener ascensor implica hacer frente a tres gastos diferentes, todos ellos susceptibles de rebaja según la OCU:

– El coste de mantenimiento: no hay obligación de atarse al mantenimiento que presta la compañía que instaló el ascensor. Para un ascensor mediano que da servicio a siete plantas y 28 vecinos, la OCU ha encontrado precios que en números redondos van de 1.150 a 1.400 euros, lo que significa que el ahorro posible ronda el 20%.

– El coste del suministro eléctrico: para rebajar la factura eléctrica se puede contratar una buena tarifa, pero además, es posible ajustar la potencia de modo que esté asegurado el suministro incluso en los picos de consumo. Según explica la OCU, antes la normativa empujaba a contratar potencias por encima de 10 kW, pero ahora hay otras posibilidades. Por ejemplo, contratar la potencia nominal del ascensor (por lo general, entre 4 y 6 kW) y solicitar, por si acaso, la instalación de un maxímetro a la distribuidora (así, en el caso improbable de que haya un pico de consumo por encima de lo contratado, no se irá la luz, simplemente se cobrará aparte). Una comunidad cuyo ascensor tenga contratada una potencia de 13.2 kW y consuma 1.780 kW anuales, pagará aproximadamente 1.240 euros al año. Si rebajase la potencia a 4 kW, ahorraría 553 euros al año y otros 230 si elige la mejor tarifa del mercado, lo que supondría un 63 % de ahorro.

– El coste de la línea teléfono: el interfono de emergencias se usa, sobre todo, para comprobar que funciona. Con una tarifa adecuada el gasto puede reducirse a cero o casi.

5. El portero

Para disponer de un portero se puede contratar a una persona de forma directa o contratar a una empresa que provea el servicio y cubra las vacaciones. Ambas opciones pueden costar lo mismo, pero la segunda es más sencilla porque no habrá que hacer nóminas ni pagar cotizaciones. Para una comunidad de 60 vecinos con dos escaleras sin jardín ni piscina la OCU ha encontrado ahorros del 15 %.

6. La limpieza

También se puede contratar a alguien directamente o hacerlo a través de una empresa. Según la OCU, para la limpieza de un edificio de siete plantas con 28 vecinos hay presupuestos que permiten un ahorro de aproximadamente un 10 %.

7. El administrador

A la hora de contratar a un administrador hay que tener presente cuánto va a costar pero también cuánto consigue que ahorre la comunidad. Tal y como dice la OCU, un administrador un poco más caro que sea bueno recortando los gastos al final puede salir barato. La OCU advierte que es importante prestar atención al estudiar la oferta de los distintos administradores, pues algunos tienen una cuota básica que cubre pocas cosas y cobran muchos servicios aparte, lo que acaba encarenciendo el precio. Otra opción es que un vecino sea el administrador, aunque esto solo es práctico si la comunidad es pequeña y no hay que gestionar nóminas.

ENLACE ARTÍCULO ORIGINAL:

https://www.ideal.es/sociedad/ocu-ahorrar-dinero-comunidad-vecinos-20210731130444-nt.html